¿Cómo comenzar a emprender sin la excusa del dinero?

Como arrancar tu negocio sin dinero- (1).jpg

Empezar siempre es lo más difícil, ¿no? Salir de tu zona cómoda, levantarte, empezar a moldear tu camino con total incertidumbre, meterle todo tu empeño a una idea aún sin saber qué esperar como resultado, sin saber qué posibles escenarios pueden ocurrir después de tanto trabajo...

Sin duda montar y construir la base de un proyecto es un proceso complejo. Ponete a pensar: "¿Cuál ha sido mi obstáculo #1 al momento de emprender?". Ese obstáculo que se aparece en nuestro camino, nos intimida y nos mete en la cabeza que no podemos saltarlo... ¿Cuál sería tu respuesta? ¿Falta de dinero? Probablemente.

Muchas ideas se quedan en el olvido en gran parte porque las abandonamos al buscar la justificación de: "Es que no tengo dinero", "no tengo los recursos", "no tengo el equipo necesario", y comenzamos a enumerar todas las cosas con las que no contamos, pero, ¿qué hay de las herramientas que sí tenemos a nuestro alcance? ¿Acaso no podemos iniciar con ellas? ¡Claro que sí!

Mark Jacobson, emprendedor y co-fundador de Pomona Impact, una firma que invierte en negocios sostenibles orientados a la misión social en Centroamérica, nos cuenta que hay pasos que podés realizar y que son parte de tu inicio como emprendedor o emprendedora, aún si no contás con el dinero.

Escribí, escribí y escribí

Dale forma a tu idea, plasmá en palabras el concepto que querés lograr, escribí todas las ideas que se te vengan a la cabeza y, al terminar, desechá las que considerás que no te sirven y quedate con las que te resultan útiles. Escribí las posibles primeras acciones a tomar, tus posibles gastos, ¡lo que sea! Todo en dirección de darle cuerpo a tu proyecto.

Investigá a tu competencia

Es importante que conozcás a tu competencia: cuál es su nicho, cómo son sus estrategias, a qué problemas apuntan y qué tipo de soluciones proponen. Sabiendo estos detalles te será más fácil diferenciar tu propuesta de las ya existentes y responder a un problema de una forma innovadora. Así mismo, conocer las decisiones que han tomado y analizar por qué les han sido efectivas o por qué no les han funcionado te será una fuente valiosa de información y, además, te permitirá conocer mejor a tu audiencia y sus comportamientos.

Hablá con tus posibles clientes

Escuchá, escuchá y escuchá. Hacé mil preguntas, sé curioso, explorá los gustos de tu posible audiencia, conversá con ellos, conocé lo que quieren, lo que no quieren, lo que les molesta, escuchá sus quejas, sus opciones favoritas, sus gustos, sus estilos de vida, etc. De esta forma sabrás mejor qué ofrecer y de qué forma hacerlo. Escuchá todas las opiniones posibles que la gente pueda tener sobre tu idea y decidí qué partes retomar de cada opinión para así crecer.

Buscá mentores que te aconsejen en el camino

Es importante que a medida en que arrancás, escuchés la opinión de alguien en quien vos confiás y que sabés que tiene la experiencia y el conocimiento necesario como para criticarte y ayudarte a crecer. Buscá a esa(s) persona(s) y pediles que te asesoren en este proceso.

Tomá cursos en línea

Hay varias opciones para estudiar en línea, de manera gratuita y en español. Coursera ofrece un sinnúmero de cursos en varios campos profesionales, e incluso tiene la opción de certificación por un precio bajo. Existen otros sitios web que no son gratis pero la cantidad a pagar es pequeña, como Udemy. YouTube también es una excelente herramienta, ya que en esta plataforma muchos profesionales crean series de videos tutoriales con el fin de ganar posicionamiento de marca al atraer a clientes y ganarse su confianza y respeto en la comunidad digital. Basta con que pongás las palabras claves de tu búsqueda y YouTube te arrojará varios resultados. En fin, el Internet es un mundo lleno de oportunidades que nos conectan cada vez más. Si te ponés a revisar, te aseguro que te vas a sorprender con todas las alternativas de aprendizaje que encontrarás.

Redes sociales

Compartí contenido de relevancia, tus conocimientos, consejos, hacele preguntas a los usuarios, en fin, las redes pueden convertirse en un canal donde la información fluye en doble dirección, tanto vos brindás información a como tu audiencia te la provee. Por ejemplo, antes de que La Fábrica abriera sus puertas en enero de 2017, Sara Lila ya había creado las redes de La Fábrica y compartía consejos, oportunidades, brindaba talleres, aún sin contar con el espacio físico. ¡Sacale provecho a las redes!

Trabajá en voluntariados

Si hay organizaciones, empresas u otro tipo de proyectos que busquen ayuda de gente interesada en aprender: ¡hacelo! No ganarás dinero, pero te aseguramos que obtendrás mucho aprendizaje y eso es algo valioso que sin duda te ayudará a moldear mejor tu arranque.

Hacé tu plan de negocios

Fijá los detalles de tu idea, cómo pensás obtener ingresos, en qué gastarás, qué cosas podés ahorrarte y de qué forma. El modelo de negocio Canvas es el que La Fábrica recomienda, este permite aclarar el panorama de tu idea, pero también podés hacerlo a través de nuestro plan de negocio.

Mark aconseja empezar desde donde sea que estés, si de verdad tenés el interés, pues nunca nadie sabe con certeza lo que está haciendo: esto es prueba y error ;)